Como entutorar tomateras

Formas fáciles para llevar a cabo esta técnica

plantaciones de tomate usando malla espaldera

La técnica de entutorado le brinda a tus cultivos el soporte necesario para conseguir la mejor calidad en tus plantas.

Cuando se trata de preservar y sacar el mejor partido a nuestras tomateras, el entutorado es una de las técnicas básicas que deben aprenderse si realmente queremos que eso sea así. Pero ¿Qué es entutorar? Básicamente consiste en dar a las plantas del tipo rastrero una vía por la cual estas crezcan hacia una determinada dirección, por lo general en dirección vertical, permitiendo que los frutos sean recolectados de manera mucho más rápida a la vez que se la da a la planta (en este caso la tomatera) un mejor paso del aire, evitando la acumulación de humedad y la posibilidad de que se generen enfermedades a causa de esto. No solo eso. Se evita que la usar puede ser cualquiera biodegradable, plástico, rafia o alambre, pero este último no es recomendable ya que puede dañar la planta si no se ata con cuidado.  Esto de atar las ramas de tu tomatera se debe ir haciendo a lo largo de todo su crecimiento, por lo que puede llegar a ser un trabajo largo cuando de extensos cultivos se trata. Es bueno tener preparado de antemano los materiales y herramientas a usar para no atrasar el entutorado ni el tiempo de recolección de sus frutos. Algo que hay que aclarar con respecto a esto, es que la caña a usar debe ser los suficientemente fuerte como para aguantar en peso de la tomatera, sobre todo si se tratan de aquella de las variedades que crecen muy altas. Esta forma de como entutorar tomateras es ideal para pequeños espacios. También lo es para grandes plantaciones si se cuenta con el tiempo y la disponibilidad de los recursos.

cultivo de tomates usando estacas para soporte

Existen muchas técnicas para tus plantas de tomate tanto para jardines pequeños como para grandes plantaciones.

La siguiente técnica es mucho más rápida que la anterior, pero puede requerir de un gasto un poco costoso si se usa en plantaciones extensas. Estamos hablando de la técnica de espaldar con vallado de tela de acero o polipropileno. Para usar esta técnica, simplemente colocamos firmemente el vallado y a continuación plantamos las tomateras cerca de ella. Una vez empiecen a crecer nuestras tomateras solo nos ocuparemos de ir atando los brotes a la valla. Conforme la planta crezca, ira siguiendo el curso de la valla. Con las tomateras es recomendable usar un sistema doble de valla o el sistema de doble hilera de malla, ya que reduce considerablemente la mano de obra cuando de amarrar las ramas se trata. Para este último existen en el mercado diferentes materiales que ya vienen prefabricados para esta función, siendo los de polipropileno los más usados tanto en el rubro profesional como en el particular, debido a las ventajas que ofrecen contra la proliferación de enfermedades, recolección de los frutos y reutilización del espaldar.

Esperamos que este articulo haya sido de su agrado y le permita un nuevo enfoque a la hora de preservar y aumentar la producción de sus preciosas tomateras. El cómo entutorar tomateras es una técnica básica que le dará resultados satisfactorios y de los cuales no se arrepentirá (siempre y cuando sean llevados a cabo de la manera correcta). También estas dos técnicas sencillísimas pueden ser aplicadas en otro tipo de plantas u hortalizas que sean de las que les gusta esparcirse y extenderse por todo el lugar. Así que, si quiere cultivar una tomatera y de pronto le surge la duda o le preguntan cómo entutorar tomateras, ya sabe de dos técnicas básicas y sencillas que pueden llegar a convertir esa rebelde planta en todo un espectáculo digno de ver y cuyos frutos serán la envidia de todos.

malla tutora brindando soporte a las plantas de tomate

La planta de tomate es un poco dificil de tratar, pero con el correcto soporte, usted obtendrá buenos resultados en su cosecha.

¿Cómo entutorar tomateras? ¡Pase por aquí y descubra lo fácil que puede llegar a ser!

planta se extienda y abarque más espacio del que deba.

Existen diversas maneras de como entutorar tomateras. Esto puede ir desde lo más sencillo hasta lo más complejo, pero como queremos hacerte la vida más fácil y que tus tomateras sean la sensación del momento, te damos alguna de las formas más comunes y sencillas para sacar el mejor provecho. No te confundas; que sea de la forma sencilla, no significa que tus preciosas tomateras no puedan dar la talla como si de un costoso y elaborado proceso de entutorado se tratase. De las dos formas (la costosa y la sencilla) se obtienen los mismos resultados, lo único que cambiaría seria la disponibilidad y los recursos de los materiales. Así que, ¡vamos a ello!

frutos del cultivo de tomate utilizando malla espaldera

Las técnicas para el soporte de la planta de tomate puede ser aplicada con varios materiales diferentes.

La primera técnica es una de las más usadas. Consiste en tomar una caña recta -también se pueden usar otros materiales como bambú, el avellano, fibra de vidrio, barras corrugadas de madera o metal, pero si vas a usar metal como tutor debes saber que tiene la desventaja de que se oxida con el tiempo a causa del riego periódico de la planta, siendo no muy rentable si se quiere volver a reutilizar, al menos de que se use acero inoxidable, material que puede resultar costoso, sobre todo si se quiere llegar a utilizar en extensas plantaciones de tomateras –  de una altura conveniente al tipo de tomatera que vayas a cultivar. Por lo general, si son tomateras de las variedades más altas, la caña debería ser de por lo menos unos dos metros (puede que incluso se llegara a necesitar una caña de dos metros diez o hasta dos metros veinte), mientras que para las variedades más pequeñas se puede utilizar una caña de un metro o metro veinte. Luego de esto, la caña debe ser clavada firmemente al suelo cerca de la tomatera, tratando de que quede lo más recta posible. Después y a medida que la tomatera valla creciendo, se toman las ramas y se van atando a la caña, procurando que queden bien sujetas a esta, pero no tan apretadas para que no sufra daños ni se impida su crecimiento. El material a

Esta entrada fue publicada en entutorado de tomates. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *